Follow by Email

10 sept. 2014

El día que Botín vistió a la Virgen del Pilar con el logo del Santander



El arzobispo de Zaragoza, Manuel Ureña, madrugó aquella mañana para abrir las puertas de templo y satisfacer los deseos del banquero y su séquito de visitar a la virgen. Hacia las ocho de la mañana de aquel 18 de enero de 2008, Emilio Botín entraba en el Pilar junto a unos dos mil directivos de su banco que andaban de convención por Zaragoza.

El servicio de protocolo del banquero llenó de rojo corporativo el espacio, que convirtió al templo en una sucursal divina del Santander. Para que la imagen estuviese con los templos, los escoltas invitaron a las mujerucas de las velas que ocupan todos los días los primeros bancos a que buscasen otro lugar más discreto para dejar sitio los ejecutivos del banquero.

Con el atrezzo adecuado, Botín entregó a los guardianes del templo un manto especial para vestir a la Virgen. La santa está acostumbrada a lucir todo tipo de cruces, emblemas e imágenes de las más variadas entidades. Pero aquel día estrenaría uno especial que representaba al dinero, con el logo del Santander primorosamente bordado.

Además de esta irrupción del dinero en el templo, el arzobispo no tuvo ningún reparo en permitir que el banquero accediera al camerín de la Virgen para besar a la santa, un gesto que está restringido a la Casa Real, a altas autoridades eclesiásticas y a los niños que todavía no han hecho la primera comunión.

La visita terminó con un breve encuentro en la sacristía entre el arzobispo y los altos directivos del banco, que poco después dieron por finalizado aquel circo divino para dedicarse a sus faenas bancarias.


PUBLICADO POR QAESAR
elventano.blogspot.com.es/

No hay comentarios :