Follow by Email

17 sept. 2014

Un verano cualquiera en España

El PP quiere reformar la Ley Electoral para profundizar en la democracia y que dos más dos sean seis por imperativo legal

"La prensa rosa le hace la ola a la nieta de Franco en el pazo donde veraneaba su abuelo y Federico García Lorca nos dejó. Homenajean a la Legión Cóndor. Los alcaldes de Valladolid y de Málaga compiten en el Grand Prix del machismo. Un grupo religioso planea instalar 1.300 cruces en los montes de Madrid. A Merkel se le cae un trozo de queso, se agacha y lo recoge.

El PP quiere reformar la Ley Electoral para profundizar en la democracia y que dos más dos sean seis por imperativo legal y, de paso, para quitarse de encima al rojerío que cuando suma dos y dos le salen cuatro. Botella pide a la Virgen de la Paloma empleo para todos y, se entiende, que también para ella. Pujol ha confesado pero, pobre, sus acólitos dicen que la culpa es de España, que él no quería. Y muchos lo sabían hace 30 años, pero justo cuando iban a contarlo les llamaron por teléfono y luego se les olvidó contarlo.

Ana Mato dirige la emergencia sanitaria del ébola desde su whatsapp y deja tirados, de momento, a los enfermos de hepatitis C. Y sigue siendo ministra. Euskadi confirma que no sólo sabe crear cocineros excelsos y abre la exitosa veta de los alcaldes racistas. Y las marcas de cerveza emiten anuncios en verano cada vez más complicados de digerir.
Hallan 127 kilos de cocaína en el buque escuela de la Armada Juan Sebastián Elcano. Un teniente inicia una huelga de hambre tras ser arrestado por denunciar corrupción en el Ejército. Y el Gobierno autoriza un crédito extraordinario de 883 millones de euros para armamento. Que a ellos no les falte de nada.

Rajoy sale en una foto caminando en chubasquero con cara de te voy a comer el hígado, supermán. Rajoy sale caminando y esprintando a la vez. Rajoy sale haciendo el Camino de Santiago con pantalón vaquero y la camisa por dentro. Rajoy camina tanto que no le da tiempo a estudiar inglés. Afortunadamente, gracias a los intérpretes consigue otro puesto para Guindos. Y más aceite de ricino para España.

Los parlamentarios vascos cobran dietas por desplazamiento sin ir a trabajar. Los diputados del Congreso no están obligados a informar de los viajes a los que les invitan. Los periodistas que van invitados al Mundial, tampoco. Enrique Cerezo incorpora que “el fútbol entretiene a gran parte del país” a la casilla de desgravaciones fiscales porque sí. Los Thyssen se van a pasar unos días a Suiza para no tener que pagar sus impuestos en España. Y les dejan volver a España.

Todo va tan bien que la deuda pública supera el billón de euros. Bankia se negó a informar al Banco de España sobre las cuentas de la sucursal en Miami que utilizó la trama ‘Gürtel’. El Gobierno recortará 40.000 millones de euros más y le va a tocar al empleo público y las prestaciones de desempleo. El PP quiere impedir que los funcionarios se manifiesten contra los recortes. Y, de propina, Interior ha comprado más de medio millón de euros en material antidisturbios.

Así es un verano cualquiera en España. Así ha sido este verano en España. Conclusión. No os despistéis. Van a seguir. Van a seguir jodiéndonos la vida".

por Iker Armentia 
eldiario.es
27/08/2014 

No hay comentarios :